1. Sé una persona solidaria, sobre todo, con los que tienen menos que tú

Desde hace muchísimo tiempo, todas las personas del planeta hemos vivido en unión con la tierra en la que vivimos, hemos crecido y nos hemos desarrollado compartiéndola con todos los seres vivos, agradeciendo a la Madre Tierra y al Dios Creador todo el sustento y riqueza que nos da.

Siendo así, que gran parte de la humanidad está sufriendo las consecuencias y muchos países son pobres por nuestro modo de vida.

Millones de niños y niñas no tienen acceso al agua potable cerca de sus casas, sus ríos están contaminados y no pueden pescar. Donde viven se producen catástrofes naturales como terremotos, tsunamis e inundaciones, y con ello la pérdida de sus casas, escuelas, barrios, familiares y amigos. Muchos niños y niñas sufren hambre porque han perdido sus cosechas por las sequías, o no van a la escuela porque trabajan muchas horas y en muy malas condiciones, por ejemplo en minas para extraer minerales que luego nosotros compraremos en forma de tablets, móviles o joyas.

Estamos explotando los recursos naturales y maltratando a la naturaleza para que nosotros y nosotras podamos comprar, comer y tener muchas más cosas de las que son necesarias, mientras otras personas huyen de sus casas porque no les dejamos disfrutar de lo que la tierra les dio.

¿Qué estamos haciendo para cuidar la Tierra? ¿Qué estamos haciendo para cuidar de nuestros hermanos?

Proteger y cuidar la Tierra no significa abandonar nuestras actividades diarias. Tenemos que adoptar hábitos sencillos y pequeños (ahorrar energía, usar medios de transporte que contaminen menos, reciclar, etc.), pequeñas acciones que entre todas serán un gran gesto, y entonces contribuiremos a un mundo más justo y mejor para todos los seres vivos.

¡Empecemos ya!


Actividad (4-8 años)

1. TODOS CUIDAMOS EL PLANETA

Llega un paquete al aula que cuando se abre contiene una carta y muchos papelitos dentro. Se les leerá la carta que nos manda Jesús sobre la situación en la que viven otros niños en el mundo y animándonos a todos a realizar pequeñas misiones desde aquí que ayudan a cuidar la Casa Común de todos los que habitamos el planeta. Los alumnos que quieran comprometerse cogerán una misión del paquete y tendrá que llevarla a cabo durante los siguientes días. El/la profesor/a se encargará de que los alumnos vayan cumpliendo sus misiones.

Carta:

Soy Jesús. Seguro que os sorprendéis de que os escriba pero desde el cielo estoy viendo cosas que no marchan demasiado bien en La Tierra y necesito ayuda, ¡vuestra ayuda! Necesito que seáis mis misioneros, que me ayudéis con el cuidado de la casa común que es el planeta Tierra.

Vuestra misión es la misma que la que yo tuve cuando estuve en La Tierra, hace ya más de dos mil años, junto a mis amigos los apóstoles: hacer felices a todas las personas del planeta, especialmente a los que más sufren.
Pero desde aquí veo que aún queda mucho trabajo por hacer. Aún no todos en la Tierra son felices. Si echáis un vistazo a vuestro alrededor os daréis cuenta de que aún hay muchas personas que se tienen que marchar de sus hogares por el deterioro del medio ambiente. Hay papás y mamás que no pueden alimentar bien a sus hijos porque la caza y la pesca ha desaparecido de su entorno y el suelo ha dejado de ser fértil para plantar. Que a veces los niños y niñas no los tienen cerca porque tienen que trabajar durante muchas horas lejos de casa. Que hay otros muchos niños y niñas tienen que cargar cada día litros de agua a la espalda porque no tienen una fuente cerca y mucho menos un grifo en casa del que salga agua. Que otros caminan muchas horas bajo el sol para llegar al colegio, porque hay gente extraña en sus tierras buscando riquezas que hacen peligroso el camino. ¡Y tantas cosas más!
Os necesito. Necesitamos refuerzos. Necesitamos niños y niñas que quieran aceptar la misión de hacer pequeñas cosas que ayuden a que el mundo sea un poco más feliz para todos. Espero que sepáis que cuidando el planeta aquí donde vivís ayudáis a las personas que viven en él, aunque estén en lugares lejanos.
¿Aceptáis la misión? Si es así coger una misión de esta caja y llevarla a cabo. Hay una pequeña misión para cada uno. ¡¡¡Esta es vuestra misión!!!

Misiones que se encuentran en la caja:

MISIÓN "NI UNA MIGA A LA BASURA"

Intenta comerte toda la comida que te pongan en el plato. Es importante no tirar la comida a la basura. ¡Recuerda a los que no tienen tanta suerte como tú y pasan hambre!

MISIÓN "RECICLO MIS COSAS"

Dedica un rato a mirar toda la basura que se produce en tu casa. Aprende a separarla en los distintos contenedores. Antes de tirar nada piensa bien si no puedes darle un nuevo uso, por ejemplo para fabricarte algún juguete.

    MISIÓN "LO MÍO ES TUYO"

Haz una lista de las cosas que tienes y no necesitas. Reflexiona y habla con tu familia sobre por qué tengo tantas cosas e intenta algunas de ellas a personas que sí las necesiten.

MISIÓN "CUÁNTO CONSUMO"

Piensa bien si necesitas algo antes de comprarlo. Intenta averiguar cómo ha sido fabricado y si hay personas que han sufrido al hacerlo.

MISIÓN "AGUA ES VIDA"

Busca en qué cosas gastas agua en casa. Intenta usar menos. No te olvides de los niños y niñas que tienen que andar kilómetros para ir a buscarla.

MISIÓN "PAZ DURADERA"

Haz una lista de las cosas buenas que tienen las personas que te caen mal. Verás como así te es más fácil llevarte bien con ellas.

MISIÓN "TODOS AL COLE

Tenemos suerte de poder ir al cole. Sonríe y ayuda a que todos los niños de tu clase estén siempre contentos.

Actividad (8-12 años)

1. JUEGO DE PREGUNTAS "CUIDAR DE LA TIERRA, CUIDAR DE LOS POBRES"

Se hacen 5 grupos que escogen una ficha cada uno para jugar con ella sobre un tablero con forma de mapa del mundo que se proyecta y por el que los equipos tendrán que ir avanzando según vayan acertando preguntas. Las preguntas están encaminadas a mostrar la importancia que tienen nuestras acciones diarias en el deterioro del planeta y cómo afecta éste a las personas más pobres. Los participantes van avanzando con un dado y si fallan pasa el turno al otro equipo. Las casillas que tienen una X son casillas especiales donde se les puede poner una prueba o aleatoriamente hacer que pasen a la primera posición, a la última posición, que avancen 3 casillas o que pierdan un turno.

Las preguntas son las siguientes:

2. PROGRAMA RADIOFÓNICO "LAUDATO SI: SOBRE EL CUIDADO DE NUESTRA CASA COMÚN"

La serie LAUDATO SI es una adaptación radiofónica de la idea central que atraviesa la encíclica del Papa Francisco: el cambio climático está arruinando a la Madre Tierra y sus terribles consecuencias perjudican a todos los seres vivos, especialmente a los hombres y mujeres empobrecidos por un sistema que ya no se aguanta.

Escucha el capítulo número 19 de la serie radial panamazónica sobre la Laudato si. Aquí puedes descargar el enlace: http://redamazonica.org/multimedia/el-cuidado-de-la-casa-comun/

Después de escucharlo, trabajar en el aula estas preguntas:

  • ¿Las mujeres son las más pobres entre los pobres? ¿Por qué?
  • ¿Qué opinas de las tres T del Papa Francisco (tierra, techo y trabajo)? ¿Se te ocurren otras T?
  • Francisco de Asís habla de que los pobres dejen de serlo. ¿No contradice eso lo de "bienaventurados los pobres"?

Actividad (12-16 años)

1. CARTA DEL JEFE SEATTLE

El hombre de la foto se llama Noah Seattle. Fue un jefe indio de la tribu suquamish y ha pasado a la historia porque en 1854 su respuesta a Isaac Stevens, enviado especial del presidente norteamericano Franklin Pierce, ante la proposición de compra sobre la tierra de sus antepasados se considera UN GRAN DISCURSO DE DEFENSA DE LA TIERRA.

No existe ninguna evidencia de que esta CARTA que vamos a escuchar sea el texto originario de Noah Seattle porque se escribió por primera vez 33 años después del encuentro, y después fue reelaborada en 1970 por un joven profesor llamado Ted Perry. Sí parece interesante pensar que el espíritu de las ideas que se expresan en la Carta podría coincidir con las del originario discurso.

La actividad consiste en leer un fragmento de la Carta y anotar las ideas que más nos llaman la atención para después ponerlas en común y comentarlas.

El objetivo sería doble: reconocer la carta como un manifiesto de la lucha por la tierra e identificar los elementos en la carta que muestran cómo la causa de los que sufren el abuso de los poderosos está íntimamente ligada con la de la tierra.

Algunas preguntas que animan a la reflexión:

  • ¿Qué pretende el gran jefe Seatle con la carta que envía?
  • Analiza para que quieren comprar las tierras los hombres blancos.
  • ¿Llega a comprender el jefe indio, al jefe blanco? ¿Por qué?
  • ¿Qué pensará el Gran jefe de Washington, cuando lea la carta?
  • ¿Crees que la tierra se puede comprar y vender?
  • ¿Qué importancia tiene que cuidemos del medio ambiente? ¿Qué ocurriría si no lo hiciéramos?
  • ¿Crees que en nuestro planeta todo el mundo cuida el medio ambiente? ¿Por qué?

Carta del Jefe Seattle al presidente de los Estados Unidos

¿Cómo se puede comprar o vender el cielo o el calor de la tierra? Esa es para nosotros una idea extraña. Si nadie puede poseer la frescura del viento ni el fulgor del agua, ¿cómo es posible que usted se proponga comprarlos?

Cada pedazo de esta tierra es sagrado para mi pueblo. Cada rama brillante de un pino, cada puñado de arena de las playas, la penumbra de la densa selva, cada rayo de luz y el zumbar de los insectos son sagrados en la memoria y vida de mi pueblo. La savia que recorre el cuerpo de los árboles lleva consigo la historia del piel roja.

Por esto, cuando el Gran Jefe Blanco en Washington manda decir que desea comprar nuestra tierra, pide mucho de nosotros. El Gran Jefe Blanco dice que nos reservará un lugar donde podamos vivir satisfechos. Él será nuestro padre y nosotros seremos sus hijos. Por lo tanto, nosotros vamos a considerar su oferta de comprar nuestra tierra. Pero eso no será fácil. Esta tierra es sagrada para nosotros. Esta agua brillante que se escurre por los riachuelos y corre por los ríos no es apenas agua, sino la sangre de nuestros antepasados. Si les vendemos la tierra, ustedes deberán recordar que ella es sagrada, y deberán enseñar a sus niños que ella es sagrada.

Los ríos son nuestros hermanos, sacian nuestra sed. Los ríos cargan nuestras canoas y alimentan a nuestros niños. Si les vendemos nuestras tierras, ustedes deben recordar y enseñar a sus hijos que los ríos son nuestros hermanos, y los suyos también. Por lo tanto, ustedes deberán tratar a los ríos con la bondad que le dedicarían a cualquier hermano.

No hay un lugar quieto en las ciudades del hombre blanco. Ningún lugar donde se pueda oír el florecer de las hojas en la primavera o el batir las alas de un insecto.

¿Qué resta de la vida si un hombre no puede oír el llorar solitario de un ave o el croar nocturno de las ranas alrededor de un lago? Yo soy un hombre piel roja y no comprendo.

El aire es de mucho valor para el hombre piel roja, pues todas las cosas comparten el mismo aire el animal, el árbol, el hombre- todos comparten el mismo soplo. Parece que el hombre blanco no siente el aire que respira. Como una persona agonizante, es insensible al mal olor. Pero si vendemos nuestra tierra al hombre blanco, él debe recordar que el aire es valioso para nosotros, que el aire comparte su espíritu con la vida que mantiene.

Por lo tanto, vamos a meditar sobre la oferta de comprar nuestra tierra. Si decidimos aceptar, impondré una condición: el hombre blanco debe tratar a los animales de esta tierra como a sus hermanos.

¿Qué es el hombre sin los animales? Si todos los animales se fuesen, el hombre moriría de una gran soledad de espíritu, pues lo que ocurra con los animales en breve ocurrirá a los hombres. Hay una unión en todo.

Enseñen a sus niños lo que enseñamos a los nuestros, que la tierra es nuestra madre. Todo lo que le ocurra a la tierra, les ocurrirá a los hijos de la tierra.

2. CANCIÓN: CUÍDALA (MIGUELI)

Me asomé al final de la tierra, un derroche de amor y belleza entre el bosque las playas la tundra la selva y el mar.
Nos movemos viviendo al revés, solamente se vive una vez y esta tierra es el gran paraíso que puedes tener.

Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
Tierra generosa, tu esencia preciosa no debe sufrir.
Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
dulce Madre Tierra, hoy la contraseña es verte vivir.


Gran herencia que nunca envejece, una alfombra de panes y peces,un regalo de Dios y un lirismo de emotividad.
Maravilla, estructura perfecta, un hogar, verdadera riqueza, manantial de los días de gozo y de prosperidad.
Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
Tierra generosa, tu esencia preciosa no debe sufrir.

Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
dulce Madre Tierra, hoy la contraseña es verte vivir.

Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
Tierra generosa, tu esencia preciosa no debe sufrir.
Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
dulce Madre Tierra, hoy la contraseña es verte vivir.


El agua es de todos, el aire es de todos,
el río es de todos también.
La playa es de todos, el mar es de todos,
no hay nadie que poseerlos.
Un tweet, nuestra fama, mi ego o el saldo,
nada de eso se puede comer.
La lava, la nieve, el desierto, los polos,
y hasta nuestro corazón se va a derretir.

Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
Tierra generosa, tu esencia preciosa no debe sufrir.
Cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala, cuídala,
dulce Madre Tierra, hoy la contraseña es verte sonreír,
dulce Madre Tierra, empeño mi vida en verte revivir,
dulce Madre Tierra, firmamos un pacto para hacerte feliz.


Para cambiar tu vida, ¿qué puedes hacer (o dejar de hacer)?

1. Interesarte por las causas del deterioro del planeta y su relación con la pobreza.

Puede ser un buen comienzo para tomar partido e implicarse de una manera más decidida en el cuidado de la creación. Desde Enlázate por la Justicia  queremos contribuir a promover esa y cada dos meses presentaremos un nuevo principio del decálogo verde, con el que tratar de cambiar nuestra vida para cambiar el mundo.

4. Comprométete en las iniciativas que conozcas para apoyar a los que más necesitan. Son muchas las actividades y organizaciones de Iglesia que adoptan la causa de los pobres como la suya propia. Es un momento apasionante en el que podemos abordar los problemas sociales y ambientales como lo que son, un gran reto que nos atañe a todas las personas.


2. Escucha los mensajes del Papa Francisco sobre el Cuidado de la Creación.

Las palabras del Papa Francisco sobre la situación del mundo son reveladoras, te ayudarán a comprender mejor qué está pasando y cómo podemos contribuir a un mundo mejor y más justo para todas las personas. Puedes comenzar visualizando este video con las palabras del Papa Francisco "El respeto a la Creación".

5. Vivimos en un hermoso mundo, un milagro en medio del universo con las condiciones justas y adecuadas para que se dé la vida, en toda su maravillosa diversidad y hermosura. Es un gran regalo, y es justo dar Gracias a Dios por todas aquellas cosas maravillosas que nos ofrece la Tierra y pedirle que nos ilumine en nuestro compromiso para el cuidado de la creación.


3. También en casa y en los grupos que participes.

Es importante conocer lo que pasa, pero también ser semillas en nuestro entorno: en tu familia, en tus grupos de amigos, en la parroquia o en tu equipo. Juntos nuestra fuerza se multiplica y nos animamos unos a otros para seguir adelante. Pregunta a tus padres, catequistas, entrenadores, y proponles hacer las cosas de manera diferente.

6. Para cambiar nuestro colegio...

- Es importante estar bien informados. Podéis buscar un día a la semana noticias en los periódicos o internet relacionadas con el medio ambiente o con la pobreza, sus causas y consecuencias y compartirlas en clase. Tratad de buscar noticias que cuenten la realidad pero también que muestren avances positivos que nos ayuden a tener esperanza

y a creer que ¡sí se puede cuidar el planeta! ¡sí se puede combatir la pobreza!
- Organizarse para cambiar.
Hacer propuestas para que vuestra clase y vuestro colegio contribuya un poco más al cuidado de la casa común. Haced un plan de trabajo con propuestas sociales y ambientales que llevar a cabo y elegid entre todos un comité ecológico de aula que os ayude a cumplir y evaluar los compromisos que toméis.

El rincón de la oración

Le damos las gracias a Dios por el regalo de la Creación. Escuchamos las canciones leyendo cada uno la letra. Luego juntos rezamos la oración que adjuntamos. Un amigo de Jesús ama la naturaleza y la trata con amor y cariño.

1. ORACIÓN INFANTIL Y PRIMARIA

Canción: La creación (Piero)

Todo era frío, sin vida y tenebroso cuando de pronto se oyó la voz de Dios la luz rasgo con un trueno las tinieblas y el mundo entonces de la nada surgió.

Nace el universo, la tierra soleada, risa de alborada de la creación, espigas que ondulan savia que se agita seres que se invitan a alabar a Dios.

ESTRIBILLO:
Por eso hay que cantar aleluya,
por eso hay que cantar aleluya,
por eso hay que cantar aleluya,
aleluya, aleluya, aleluya.

Al crear la vaca Dios hizo la leche,
hizo el dulce de leche; todo lo hizo bien.
Crea el firmamento pone en él la luna,
hizo media luna; todo lo hizo bien.


ESTRIBILLO

Crea Dios las aguas frescas y muy anchas para hacer la plancha y poder nadar.
Dios crea ballenas, crea mojarritas,
que en las lagunitas se pueden pescar.

ESTRIBILLO

Al crear a Eva, crea Dios las madres,
obra formidable; todo lo hizo bien.
Cuantos seres brincan ante nuestra vista
todo es una pista para hallarlo a Él

ESTRIBILLO (2 veces).

Gracias, Señor, por la Creación

Señor, Padre nuestro. Te doy gracias porque creaste la luz, el cielo, el sol, la luna y las estrellas. Gracias por haber hecho los mares y los ríos. Gracias por las plantas y los árboles. Gracias por los peces, por los pájaros y por todos los animales. Gracias por habernos creado a los hombres semejantes a ti. Gracias por darnos la oportunidad de disfrutar de tantas cosas bellas como has hecho. Te pedimos que sepamos cuidarlas. Y, sobre todo, te pedimos que los hombres cuidemos siempre los unos de los otros y nos ayudemos como hermanos, pues tú eres el Padre de todos.

2. ORACIÓN SECUNDARIA

Canción "Cántico de las criaturas"

Omnipotente, Altísimo, bondadoso Señor,
tuya es la alabanza, la gloria y el honor.
Tan sólo Tú eres digno de toda bendición,
y nunca es digno el hombre de hacer de ti mención.
Loado seas, mi Señor, por toda criatura, por el hermano sol.
Loado seas, mi Señor, por la hermana tierra, las flores de color.

Y por la hermana luna de blanca luz menor, y las estrellas claras que tu poder creó,
tan limpias, tan hermosas, tan vivas como son,
y brillan en los cielos, loado mi Señor

Y por la hermana agua, preciosa en su candor,
que es útil, casta, humilde, loado mi Señor
Por el hermano fuego que alumbra al irse el sol
y es fuerte, hermoso, alegre loado mi Señor.

Oración

Para hacer pueblo y tierra
todos valemos, sabemos y podemos.
Si tienes cinco, pon cinco.
Si tienes dos, pon dos.
Si tienes uno, pon uno.
Si eres ciego, sostén al que es cojo.
Si eres cojo, sostén al que es ciego.
Si eres cojo y ciego, aún puedes cantar
y no es poco en tiempos de desencanto.

Sé valiente y humilde
para descubrir y reconocer tu don
acéptalo y acéptate a ti mismo con él.

Si Dios te dio corazón,
que tu corazón no falte en la hora de la fraternidad.
Si Dios te dio alegría,
que tu alegría no falta en la fiesta de los pobres.
Si Dios te hizo reflexivo,
que tu reflexión no falte
a la hora de medir los pasos
para conseguir un mañana mejor.
¡¡Anímate!! ¡¡Juntos hacemos tierra!!

Y por la hermana tierra que es toda bendición
la hermana, madre tierra, que da en toda ocasión
las hierbas y los frutos y flores de color,
y nos sustenta y rige, loado mi Señor.

Y por los que perdonan y aguantan por tu amor
los males corporales y la tribulación
¡felices los que sufren en paz con el dolor porque les llega el tiempo de la consolación!

Y por la hermana muerte, loado mi Señor.
Ningún viviente escapa de su persecución
¡Ay, si en pecado grave sorprende al pecador!
¡Dichosos los que cumplen la voluntad de Dios!
No probarán la muerte de la condenación
¡Servidle con ternura y humilde corazón!
¡Agradeced sus dones, cantad su creación! Las criaturas todas load a mi Señor.

Descargar el archivo del primer punto del decálogo escolar "Sé una persona solidaria, sobre todo, con los que tienen menos que tú":